Jump to content
ANTONIODELAOSSA

Chapuzas eléctricas Renault

Recommended Posts

Casi se prende fuego mi R4F4 de 1989.  De hecho, ha dañado un buen tramo de la instalación eléctrica principal del hueco del motor, y de la zona del antirrobo de arranque.

Incomprensiblemente,   el electroventilador  no lleva fusible de protección:  el cable sale de la regleta de conexiones del antirrobo del volante, recorre los dos metros junto al resto de cables del interior y del mazo de cables del hueco del motor, y llega a la parte delantera del coche en el radiador, a uno de los bornes del termocontacto, sin pasar por ningún fusible

Con fuerte lluvia y con las vibraciones, el terminal eléctrico de ese cable se ha pelado al rozar contra la chapa que soporta la batería, y ha producido el desastre,  y de no andar listo y cortar rápidamente el contacto,  los daños habrían sido mayores,  de hecho se la librado la caja interna de contactos del antirrobo de puro milagro.

Asimismo, he estudiado el libro de taller, y efectivamente  el cableado del electroventilador no está protegido,  igual que los cables de los faros principales delanteros.

AVISO,   revisar ese terminal y cableado, y ponerle un fusible cercano a la llave,  cuando más alejado, menor protección.  Es como las casas:  los fusibles están a la entrada.....

Edited by ANTONIODELAOSSA

Share this post


Link to post
Share on other sites

madre mía... menos mal que has andado rápido...

Algo parecido me pasó a mi una mañana con los relojes del salpicadero gracias a la amable chapuza de época...

Share this post


Link to post
Share on other sites
Hace 17 horas, ANTONIODELAOSSA dijo:

Casi se prende fuego mi R4F4 de 1989.  De hecho, ha dañado un buen tramo de la instalación eléctrica principal del hueco del motor, y de la zona del antirrobo de arranque.

Incomprensiblemente,   el electroventilador  no lleva fusible de protección:  el cable sale de la regleta de conexiones del antirrobo del volante, recorre los dos metros junto al resto de cables del interior y del mazo de cables del hueco del motor, y llega a la parte delantera del coche en el radiador, a uno de los bornes del termocontacto, sin pasar por ningún fusible

Con fuerte lluvia y con las vibraciones, el terminal eléctrico de ese cable se ha pelado al rozar contra la chapa que soporta la batería, y ha producido el desastre,  y de no andar listo y cortar rápidamente el contacto,  los daños habrían sido mayores,  de hecho se la librado la caja interna de contactos del antirrobo de puro milagro.

Asimismo, he estudiado el libro de taller, y efectivamente  el cableado del electroventilador no está protegido,  igual que los cables de los faros principales delanteros.

AVISO,   revisar ese terminal y cableado, y ponerle un fusible cercano a la llave,  cuando más alejado, menor protección.  Es como las casas:  los fusibles están a la entrada.....

Ya lo siento hombre, lo importante es que tu no has sufrido daños, espero que se pueda solucionar y todo quede en un susto/anécdota. Mucho ánimo y un abrazo :) 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Aunque ya creo que lo comenté hace tiempo,  expongo lo que me ocurrío hace 30 años con el R12 S familiar de 1975, que tuvo mi padre.
Era el coche de viajes que había en casa, porque de diario se utilizada una Mercedes N1300. Pero se encontraba al día de mantenimiento y reparaciones ya que, aunque no se movía todas las semanas, cuando lo hacia era principalmente por viajes largos. En aquella época sólo recuerdo las ITV de la furgoneta, pero no del coche, puede que fuese porque no eran obligatoria o no le tocaba.

Un sábado por la noche, de invierno, mi hermana jugaba al baloncesto en Cuenca capital y llamó diciendo que había perdido el autobús (o tren, no recuerdo) y mi padre dijo que iríamos a buscarla. En el último momento no se encontraba bien, por lo que me dijo que me fuese yo sólo a por ella (82 kms) con la condición de que ese fin de semana iba a disfrutar de R12 en lugar de furgoneta.... y yo, deseando.

A 28 kms de casa, circulando por una carretera nacional de las de entonces, con las luces largas puestas (incluído los halógenos centrales), la radio encendida y el limpiaarabrisas a tope por la fuerte lluvia, de pronto me llega un olor a cable quemado, y en un instante, quizá un segundo, el coche se quedó completamente a oscuras y se paró el motor. Y el olor a quemado me ahogaba.
A unos 100 km/h en ese momento y circulando por una recta, y aquí tengo que dar gracias a San Cristóbal, conseguí oir como las ruedas del lado derecho pisaban el fin de la calzada, frené de golpe y el coche se quedó caído de lado derecho en la cuneta, a punto de volcar pero sin llegar a ello. La cabina estaba dentro llena de humo.

Salí fuera, lloviendo a mares, y levanté el capó. Salió una llamarada de unos 3 ó 4 metros de altura de la zona del delco. Como pude, con la chaqueta y posiblemente gracias a la lluvia, pude apagar la llamarada. El coche, claro, a oscuras total y ni un alma en la carretera.
Abro la puerta del conductor para resguardarme de la lluvia, y horror, hay fuego bajo el cuadro de instrumentos y por detrás de las carcasas que cubren el antirrobo de volante. Fácil de ver porque es lo único que brilla en la oscuridad absoluta, lloviendo, sin chaqueta y empapao.
A patadas consigo romper los plásticos bajo el volante, y con los restos de la chaqueta empapada y soplando, consigo apagar los cables en llamas. A ello ayudaría, digo yo, que la batería ya estaría prácticamente descargada. Después del susto, y de interminables minutos, aparece un coche a lo largo, afortunadamente eran otros tiempos y paró, era una chica joven como yo, me imagino que verme empapao, con las manos negras y con el coche fuera de la carretera le hizo pensar que yo no iba buscando mas que alguien que me ayudara, y no otras intenciones. Me llevó hasta el cuartel de la Guardia Civil del pueblo cercano y desde allí pude telefonear a mi padre, que me mandó la grúa del pueblo.
Las dos semanas siguientes, el R12 S la pasó en el taller del electricista del pueblo. Se habían quemado los cables del alternador, de la bobina, y los que van hacia el mando de luces desde el hueco del motor al interior de la cabina. En palabras del electricista, suerte has tenido que lo has apagado a tiempo, no es el primer R12 que acaba en una falla y no será el último. Yo creo que la mayor suerte fue no volcar en el momento de ceguera y haberme quemado vivo dentro del coche.
El coche volvió a funcionar siete u ocho años más, después de aquello.
La causa fue una derivación a masa del cable de alimentación del faro delantero derecho que con la humedad de la lluvia fue a más. Lo que no recuerdo ahora, es si se trataba del faro principal ó del auxiliar.

Edited by ANTONIODELAOSSA

Share this post


Link to post
Share on other sites

Y mi mayor mosqueo,  es que la R4F4  lleva una estupenda caja de fusibles de origen, accesible, con al menos un hueco disponible sin utilizar, que perféctamente el fabricante  podría haber destinado a proteger la instalación del electroventilador o la de los faros.....

Share this post


Link to post
Share on other sites

Esto es más serio de lo que muchas veces, seguramente porque ya no circulan tanto, tendemos a pensar.

 

He tenido la oportunidad de ver innumerables chapuzas eléctricas (algunas hechas por profesionales).  Pero es que además, la osadía de muchos propietarios desencadena verdaderos galimatías de cables mal aislados o perpetrados con mil recortes de cables reutilizados y sin la mínima precacución (¿quién dijo relés y fusibles?). Cuando estos vehículos van cambiando de manos y llegan a gente que se plantea la seguridad de esos mazos, y hay compañeros que te preguntan, hacen que muchas veces me haya preguntado como es posible que no ardan más clásicos...

Share this post


Link to post
Share on other sites

Create an account or sign in to comment

You need to be a member in order to leave a comment

Create an account

Sign up for a new account in our community. It's easy!

Register a new account

Sign in

Already have an account? Sign in here.

Sign In Now

×